Ejido Distrito Federal, Mexicali, Baja California - WikiHistoria
lunes 21 de enero del 2019

Ejido Distrito Federal, Mexicali, Baja California

De WikiHistoria
Saltar a: navegación, buscar

== EJIDO DISTRITO FEDERAL ==

El primer hombre que pasó por el Ejido DF trayendo el evangelio se llamaba Justiniano López, en el año de 1940. Donde sembró 2 semillas que dieron fruto, el hno. Miguel Gómez y la hna. Zenaida de Gómez, que fueron los primeros hermanos apostólicos de la comunidad. En 1950, el hno. Nachito Enríquez, como se le conocía, continúo con el trabajo que se había iniciado. El hno llegó a dar seguimiento a los pocos hnos. que estaban en el ejido, donde las actividades y reuniones eran en sus hogares.

El evangelista Eduviges Cázares, venía de vez en cuando haciendo campañas evangelístas, para seguir sembrando el evangelio en la tierra que sin duda, es fértil.

El hno. Rosario García un laico entregado y dedicado a la obra atendía el grupo de hnos. en el año de 1953, donde ya el número era poco más de 10 hermanos, aún sin tener un lugar donde congregarse.

En seguida el Pastor Mauricio Ruíz llegó a hacerse cargo a finales del 1953, el junto con su esposa, se entregaron a la obra dejando su natal Sinaloa por amor a la obra de Cristo. Más tarde el hno. Estanislao Sánchez llegó en el año de 1955, ya que el hno Mauricio Ruíz, fue requerido en la ciudad de Tijuana, dejando semillas sembradas que a su tiempo daría su fruto.

El hno. Enrique Valenzuela llegaría tan solo dos años más tarde, en 1957 y el hno. Jesús Rúelas Haro en 1958. Pero no fue sino el año de 1959 cuando la Iglesia Apostólica del Ejido Distrito Federal, daría a luz a su primer pastor, el hermano Álvaro Gómez, hijo de la primera pareja bautizada en el ejido, 19 años más tarde, el estuvo trabajando como pastor por 7 años, donde el Señor les concedió donar un terreno para que fuera la casa de Dios, donde también le concedió construir el primer templo de la IAFCJ del Ej. Distrito Federal alrededor del año 1963, donde ya se congregaban alrededor de 20 hnos. bautizados y algunos simpatizantes que escuchaban la palabra de Dios. Este primer templo, fue construído con el árduo trabajo de estos pocos hermanos amantes de la obra del Señor. Más tarde llegó, en el año de 1967, el hermano Emeterio Aguilar junto con toda su familia, que es importante destacar que era muy numerosa, pues le acompañaba su madre y hermanas bautizadas, esposa e hijos, dando así un empuje en el crecimiento de esta congregación.

En 1977, el hno. Emeterio Aguilar se traslada a Vizcaíno, B.C.S., dejando en la obra al hno. Nacho Martínez, un muchacho entusiasta, de 22 años, pero lleno del Espíritu Santo, fue enviado a atender esta pequeña pero hermosa congregación. En 1979, llega el hno. Pedro Sandoval junto con su familia, su esposa la hna. Socorro de Sandoval y su hijo Zabdy Sandoval.

Al hno. Francisco García Ocaño, lo enviaron a predicar y pastorear al ejido Distrito Federal en el año de 1982, siendo el grupo sin aparente crecimiento numérico, los hermanos crecían espiritualmente y no dejaban de sembrar la preciosa semilla esperando siempre en que el crecimiento lo da el Señor Jesucristo. Pues continuaban siendo después de 20 años, alrededor de 20 hermanos, siempre contando con gente no bautizada que escuchaba su palabra.

En el año de de 1984 llega a este lugar por ordenes del hno. Juventino Ramírez, quien era el anciano del sector, el pastor Francisco Zuázua Quezada de apenas 18 años de edad, un joven visionario y entusiasta que empezó la construcción del nuevo templo con capacidad para 100 personas, confiando en Dios, el mismo doblaba sus rodillas y también pegaba con sus manos ladrillo. La iglesia por fin empezaba a florecer, de manera lenta, pero a florecer, llegando a los 31 miembros bautizados.

Alrededor de 1986 llega al ejido Distrito Federal el hno. José Pacheco, fue entonces que el Señor por fin daba crecimiento a las semillas que por más de 30 años se habían sembrado, trayendo una cosecha abundante en esta congregación, terminando el templo, que comenzó el hno. Francisco Zuázua Quezada y que hasta el día de hoy, está en función.

El hno. Pacheco, entregó la responsabilidad al hno. Isaac López Tamayo, en el año de 1994, quien fuera ayuda ministerial en el ejido Querétaro, gracias a Dios, seguía creciendo la congregación, tal vez como nunca antes, hasta ese momento, teniendo una congregación ya poco mas de 70 miembros bautizados, tal fue la explosión del evangelio, que se abriría más tarde un campo evangelístico en el poblado Quico Santana, donde el Pastor Isaac consiguió un espacio en ese lugar para que se iniciara una nueva obra, que al día de hoy ha permanecido.

En el año 2000, el pastor Isaac es enviado a la iglesia del ejido Puebla, llegando a este lugar, el hno. Antonio Piña, que seguía aportando fruto a la iglesia y atendiendo también el campo del poblado Quico Santana, y más tarde por decisión del obispo Supervisor, el hno. Obed Reyna, se separan de la iglesia del Ejido Distrito Federal, algunos hnos. que vivían cerca del poblado Quico Santana para irse a congregar ahí con un pastor de planta. Donde la iglesia del D.F. se desprendió de por lo menos 17 hermanos.

El hno. Piña duró en esta congregación 5 años y en el 2005 deja la estafeta al hno. Martín López, que duraría alrededor de 4 años en la congregación. El hno. Martín López entregó el pastorado en el 2009. Y en abril de 2009 llega el hno. Jonathán Rentería López, quien sigue pastoreando hasta el día de hoy.