Los Ángeles del Triunfo, Guasave, Sinaloa - WikiHistoria
mircoles 20 de marzo del 2019

Los Ángeles del Triunfo, Guasave, Sinaloa

De WikiHistoria
Saltar a: navegación, buscar

Los Angeles del Triunfo, Guasave, Sinaloa Presentación Donde llega la presencia de Dios, las cosas cambian Conocer la historia de la iglesia local, va a permitir a hermanos y amigos conocer cómo el Señor Jesucristo se ha manifestado a través de los años en esta comunidad, de qué manera la vida de la gente ha ido cambiando sólo por la presencia del Espíritu Santo y cómo es que ahora en Los Ángeles del Triunfo hay más gente que alaba y glorifica el nombre de nuestro Señor y Salvador Jesucristo. En esta historia encontrará una narración de la vivencia de la iglesia desde el año 1939 a la fecha, quiénes trajeron el mensaje de salvación a este lugar, quiénes fueron los primeros cristianos, cómo inició la IAFCJ, el nombre de todos los pastores que han dejado huella en la comunidad y en la congregación, las dificultades que enfrentaron y cómo Dios les dio sabiduría para enfrentarlas. También encontrará cómo Dios ha ido llegando al corazón de sus hijos y han podido ofrecer un mejor servicio al Dios, reflejándose éste en el quehacer de la iglesia y el estilo de vida que cada hermano va adquiriendo tan sólo porque ha Dios le ha placido darle de su gracia y su misericordia. Se podrá dar cuenta de cómo ha evolucionado la iglesia de un conformismo de haber recibido la salvación a una vida dinámica, activa poniendo al servicio de la iglesia los dones recibidos de Dios, donde todos los ministerios se unen para el mismo propósito de alcanzar las almas para Cristo. De igual manera apreciará cómo el edificio del templo construido en 1986 fue insuficiente para atender a los hijos de Dios que han llegado y siguen llegando a los pies de Jesucristo. Así mismo, a través de este documento “Hagamos memoria” queremos compartir las experiencias vividas, las victorias obtenidas, mostrarle cómo la mano de Dios ha estado con su pueblo, para que “No nos cansemos pues, de hacer bien, porque a su tiempo segaremos si no desmayamos, así que según tengamos oportunidad hagamos bien a todos y mayormente a los de la familia de la fe” Gal. 6:9-10 Hna. Rita Lugo Sauceda ¡Dios les bendiga! HISTORIA DE LA IAFCJ EN LOS ANGELES DEL TRIUNFO SU INICIO En el año de 1939, se inició una gran bendición para el pueblo de Los Ángeles del Triunfo. En este año llegaron unos hermanos que venían de la Iglesia Apostólica de la Fe en Cristo Jesús de Guasave, Sin. , ellos eran: Hno. José Ángel Morales, Hno. Ramón Izaguirre, Hno. Apolonio Ortega; llegaron a esta comunidad con el propósito de ganar almas para nuestro Señor Jesucristo, venían anunciado las nuevas de salvación, cumpliendo así el mandamiento establecido por nuestra Señor en Mateo 28.19 “ IR Y HACER DISCÍPULOS” Al llegar a esta comunidad se encontraron con una mujer llamada Silveria Montoya, quien les ofreció su casa para que se realizaran los cultos de adoración a Dios. Muy pronto la Hermana Silveria Montoya, en ese mismo año fue bautizada en el nombre de Jesucristo por el Pastor de La Iglesia en Guasave Hno. Valentín Nieblas. Primera hermana bautizada en el nombre de Jesucristo, en Los Ángeles del Triunfo. Después de unos meses, la hermana Silveria se fue a vivir a Las parritas, una comunidad cercana, lo que ocasionó que se suspendieran los cultos. Parecía que la obra de Dios había terminado; pero ¡no!, años más tarde vuelven a Los ángeles del Triunfo la Hermana Silveria y su familia y se reanuda la celebración de los cultos. En este segundo momento en que los hermanos vuelven a realizar los cultos, lo hacen en casa de la Sra. María León de Bajo, que al poco tiempo se entrega al Señor, pero no lo hace sola, también se bautiza la hermana Lidia Montoya, actualmente miembro de nuestra iglesia, la Sra. Cipriana Rubio y Ma. Luisa Montoya. Al poco tiempo, los hermanos cesan de predicar la palabra de Dios, no se escucha hablar de los hermanos “aleluyas” como era común que se les mencionara. En un tercer momento los hermanos de la IAFCJ, vuelven para quedarse, hay un dicho que dice: “la tercera es la vencida”, y así fue. En el año 1969, la hermana Ramona López Monje, en una visita que hace a su familia a la ciudad de Los Mochis Sin., el Señor toca su Corazón y dijo. “ahora o nunca” y fue en ese momento que pidió ser bautizada en el nombre de Jesucristo y regresó a su casa siendo una hija de Dios, que vivió fielmente todos los días de su vida, testificando del amor de Dios y sirviendo al Señor cada día con todo su corazón. Fue un gran ejemplo de mujer entregada a Dios. Ella y sus hijos empezaron a congregarse en la IAFCJ de Guasave. Para el año 1970, el hogar de la hermana Ramona López Monje fue el lugar elegido para presentar la palabra de Dios a la comunidad, además se impartía la Clase bíblica cada domingo por los hermanos Hazael Morales Salazar, Noé Montoya y Leobardo Gutiérrez; desde entonces no ha cesado la predicación de la palabra. A partir de ahí durante 15 años los hermanos de la Iglesia de Guasave: Hno. José Ángel Morales, Hno. Ramón Izaguirre, el Pastor Hno. Antonio Mejía, posteriormente el Pastor Hno. Rafael Aispuro, Virgilio Sánchez Aguilar, no dejaron de llevar a cabo los cultos´

En 1976 el Hno. Félix Gastélum se hizo cargo de de esta comunidad para predicar la palabra de Dios, fue un hermano muy esforzado y apasionado por la obra de Dios, que con su dedicación al trabajo evangelístico y al poder del Espíritu Santo que lo acompañaba, la iglesia empezó a experimentar un crecimiento. Este Hombre apoyado por los primeros hermanos: Hno. José Ángel Morales, Hno. Ramón Izaguirre y otros que se añadieron como: el Hno. Fausto Rodríguez, Hno. Milesio Sánchez, Hno. Samuel Izaguirre, entre otros, realizaban unos cultos llenos de la presencia de Dios, muy alegres y concurridos por la gente de la comunidad, se cantaban alabanzas acompañadas de guitarras, acordeón, trompetas. También se tenía el apoyo de las iglesias de la Trinidad, León Fonseca, uno de los hermanos que frecuentemente visitaba este lugar era el Hno. Benjamín Páez. Pero además se contaba en algunas ocasiones con el mariachi de Corerepe, que venía a hacer más alegre la celebración del culto. En 1979 llega a la iglesia el Hno. Felipe Gastélum, quien siente el llamado de Dios para servirle en el ministerio de alabanza, inician con una guitarra vieja que se encontraron, la repararon y empezaron a tocar y cantar él y su hermano Isabel Gastélum. Poco a poco él y su hermano, van adquiriendo instrumentos musicales: guitarra, guitarrón, vihuela, una tarola, trompeta, mismos que les permitieron en su tiempo tocar y cantar alabanzas al Señor Jesucristo, así se formó el grupo que el hermano Félix llamó “Los Ángeles de Cristo”. Al fallecer el Hno. Félix Gastélum en 1982, este campo queda a cargo del Hno. Samuel Izaguirre y posteriormente esta responsabilidad se deposita en manos del Hno. Sergio Alberto Romero Reyes, mejor conocido como “el Keny” La vida de la iglesia giraba en torno a los cultos que se celebraban durante la semana en los hogares de los hermanos Gastélum, Lidia Montoya, Ramona López, Delegario Valenzuela. Pero el Día domingo todos los hermanos asistían a la Iglesia de Guasave, las primeras veces a pie, en su bicicleta, los que contaban con ella, poco después en una camioneta.

También se realizaban oraciones en las casas de las hermanas, así mismo se llevaban a cabo convivios mixtos (hombres y mujeres) cada semana (martes), a la escuela bíblica que funcionaba en casa de la hermana Ramona López, llegaron otros maestros a impartir las clases eran: Hno. Sergio Alberto Romero Reyes, La Hna. Edelmira Bajo y Hna. Diva Hadamira Gastélum Bajo. Poco a poco la iglesia fue creciendo en este lugar, de tal manera que buscó la independencia de la iglesia de Guasave, siendo el Pastor el Hermano Abel Cámez. Los hermanos pensaron en construir “una casa de oración” donde pudieran reunirse a adorar a Dios, fue así como empezaron a buscar un terreno donde realizar su sueño. Dios toca el corazón del Hermano Delegario Valenzuela y decide donar un terreno de __________ m2 y es ahí donde se construye el templo. Posteriormente, se le compró otra porción de terreno___________m2, a un costado del templo, para la construcción de la casa pastoral, ya que era requisito para alcanzar la independencia, que se contara además de templo, una casa pastoral, así como la capacidad económica para el sostenimiento del pastor y su familia que estaría a cargo de la iglesia. Para alcanzar este sueño se trabajó arduamente haciendo pan, tamales, coricos, cooperando con materiales para construcción. Así, de esta manera el día 7 de enero de 1983 se coloca la primera piedra por el Obispo Presidente hno. Manuel Rodriguez Castorena, de lo sería el templo de la IAFCJ Los hermanos que trabaron con mucha dedicación y esfuerzo en la construcción fueron: Hno. Sergio Contreras, Hno. Timoteo Lugo Díaz, Hno. Paulino Lugo Sauceda, Hno. Domingo Gastélum, Hno. Delegrario Valenzuela, Hno. Ernesto López, Hno. Manuel Rubio, Hno. Jorge Arias, Leonardo Huicho, entre otros. FUNDACIÓN DE LA IAFCJ EN “LOS ANGELES DEL TRIUNFO” En el año de 1986 se logra el sueño tan anhelado por los hermanos, pero también se inicia un gran reto para responder en todas las áreas: espiritual, material, económico, en la misión, etc. Los miembros de Los Ángeles del Triunfo y de La Escalera formarían la nueva iglesia en esta comunidad, para ello, es instalado como Pastor de la Iglesia en Los Ángeles del Triunfo el Hermano Leobardo Gutiérrez Pérez, acompañado de su esposa Hna. Elizabeth Sánchez y sus tres hijas Madián, Betsy y Anahí Gutiérrez Sánchez. Permanecen en este lugar un periodo de 4 años aproximadamente, del 17 de septiembre del 1986 al 15 de diciembre de 1990, predicando la palabra de Dios, cuidando y alimentando día con día, el rebaño que Dios puso en sus manos. La congregación compuesta por 43 miembros, empezó a vivir de manera independiente de la Iglesia de Guasave, el pastor organizó a los hermanos para trabajar en lo espiritual y también en lo material, ya que ahora se tenía una nueva responsabilidad: sostener al pastor y su familia, trabajar en los campos llevando su palabra y continuar con la construcción del templo. La iglesia estaba organizada por fraternidades: de Dorcas, Señores, Jóvenes, Niños. Cada fraternidad estaba dirigida por un director y un secretario-tesorero, se ponían de acuerdo para trabajar, para convivir, para cantar, etc. Un domingo de cada mes se celebraba día de consagración, se presentaba ayuno y se realizaba cadena de oración en el templo, así como también se preparaban alabanzas para cantarse en el culto de domingo. Las actividades semanales consistían en cultos en los hogares los lunes y viernes; y en el templo los miércoles y domingo a partir de las 6 de la tarde. Así como también la escuela bíblica dominical a las 10 de la mañana, impartida por el Pastor Hno. Leobardo Gutiérrez Pérez a todos los adultos y a los niños la Hna. Rita Lugo Sauceda. Posteriormente, el Hno. Leobardo se encarga de la clase para los Señores, la Hna. Rita Lugo Sauceda de las Señoras, y los niños fueron atendidos por la Hna. Rosa Evarista Huicho Montoya. Para llevar el mensaje de salvación a otras comunidades se organizaron en equipos: los Hermanos: Sergio Contreras, Hilario y Catarino Ramírez fueron enviados a La Escalera; Los hermanos: Timoteo Lugo Díaz y Manuel Otáñez a Las Moras; Los hermanos Jorge Arias Ruiz e Isidoro Gastélum a Las Quemazones y los Hermanos Felipe Gastélum y Delegario Valenzuela en Los Ángeles. Estos equipos eran rotativos, cada mes les tocaba ir a diferente comunidad. La congregación estaba formada en su mayoría por mujeres y para realizar el trabajo de construcción era complicado porque eran pocos los varones, pero esto no detuvo a la iglesia así que se pusieron a trabajar con mucho esfuerzo para seguir recabando fondos para construcción y una vez que tuvieron un buen capital, se lanzaron para techar el templo, hombres y mujeres colaborando acercando ladrillo, cargando botes de concreto, en todo lo que se podía. Poco tiempo después se pusieron ventanas, electricidad y piso, así mismo se construyó la casa pastoral. En el mes de diciembre de 1990, el Hno. Leobardo Gutiérrez Pérez pide un permiso al Presbítero Hno. Jorge Antonio López para concluir sus estudios seculares de Contaduría Pública, éste no le concede el permiso y le pide que entregue la iglesia. El Hno. Leobardo entrega la iglesia con 103 miembros, el 15 de Diciembre de 1990 al Hno. César Manuel Gastélum, quien llega a esta iglesia acompañado de su esposa Ana Borbón y su hijo César Fanuel Gastélum, ya estando aquí nace su hija Anahí Gastélum. El Hno. César Gastélum le dio continuidad al trabajo evangelístico en La Escalera, Las Moras, El Ranchito, Las Quemazones; los hermanos de Los Ángeles seguían predicando el evangelio en esos lugares y se fue discipulando a hermanos de esas comunidades para que presidieran en los cultos y enseñaran en la Escuela Bíblica. Los hermanos se trasladaban a esos lugares en bicicleta, o a pie cruzando el canal y las tierras de cultivo que dividen a la comunidad de Los Ángeles de La Escalera. En lo relacionado a construcción, en este tiempo se construyó el pequeño comedor y cocina, se enjarró el templo por su interior y se pe puso piso rústico, esto permitió que se contara con un espacio más cómodo y agradable, donde los hermanos alababan a Dios, cantando muy alegres y dando gracias por todas las bendiciones recibidas. En 1992 el Hno. César Gastélum sale de esta congregación por cambio a otra iglesia y en su lugar llega el Hno. Miguel Cámez Arredondo acompañado de su esposa Hna. Elva Álvarez y sus hijos: Juanita, Yolanda, Eunice, Elvita, Gabriel y Miguelito Cámez Álvarez. Recibe el pastor una membrecía de 110 hermanos . Durante este tiempo el Hno Miguel Cámez se dedicó con mucho entusiasmo a la predicación de la palabra de Dios. Se realizaban cultos de avivamiento en el templo, campañas evangelísticas, se realizaba labor de evangelización casa por casa, se repartían folletos para dar a conocer el plan de salvación y para invitar a la gente a los eventos que se realizaban; y la mano del Señor se manifestaba con sanidades, derramamiento del Espíritu Santo, provocando un avivamiento espiritual en la iglesia. Esta congregación se ha caracterizado por ser un pueblo que le gusta cantar a Dios y así darle honra y gloria, alabanza y adoración y con la llegada del Hno. Miguel y su familia se dio más énfasis, ya que a toda la familia Dios los privilegió con el ministerio de alabanza, todos ellos tocan instrumentos musicales: guitarra, acordeón, bajo, batería, requinto y cantan al Señor con todo su corazón, haciendo de cada culto una gran fiesta para honrar a Dios. Durante este tiempo la obra de Dios se vio afectada por un grupo de hermanos que estaban en desacuerdo con 2 puntos doctrinales, esto ocasionó que se perdiera de vista el propósito de Dios para alcanzar a los perdidos por cuestiones de interpretación de la palabra, en cuanto al hablar en lenguas y al periodo de ala gran tribulación. En lo relacionado a la construcción del templo, se enjarraron las paredes del exterior, se arregló la fachada, también se arregló el comedor, se inició la construcción de la barda, se construyeron los baños, ya que anteriormente había letrinas. La labor evangelística se siguió realizando en las comunidades de La Escalera, Las Moras, Las Quemazones, El Ranchito. Para ello la fraternidad de Señores se organizaba en equipos y cada martes llevaban el mensaje de la palabra de Dios. Los hermanos que acompañaban al Hno. Miguel eran: Timoteo Lugo Díaz, Hilario Ramírez, Catarino Ramírez, Manuel Otáñez, Paulino Lugo Sauceda, Sergio Contreras, Jorge Arias Ruiz, entre otros. La escuela bíblica dominical se llevaba a cabo en el templo por fraternidades, con extensión en algunas casas. En este periodo del pastorado del Hno. Miguel Cámez, la iglesia se biparte, y los hermanos de la escalera, las Moras, El Ranchito y las Quemazones se separan de la membrecía de Los Ángeles del Triunfo para formar su propia iglesia, misma que está ubicada actualmente en la comunidad de La Escalera. Durante la década de los `90, en la iglesia apostólica se da difusión al programa Misión Apostólica 2000, con el propósito de llevar a cabo la misión integral de la iglesia en tres grandes vertientes: 1.-Hacia Dios, 2.- Hacia la iglesia misma y 3.- Hacia el mundo. En la primera vertiente, hacia Dios, se buscaba la formación de cristianos capaces de adorar a Dios con todo su corazón y con toda su alma. En la segunda vertiente, hacia la iglesia misma, se pretendía a través de la educación, la formación de un cristiano capaz de mostrar su compañerismo solidario y fraternal con sus hermanos. En la tercera vertiente, hacia el mundo, demanda un cristiano amante de la evangelización, que sin egoísmos comunique las nuevas de salvación. A fines del año 1998 el Hno. Miguel Cámez Arredondo entrega la iglesia al Hno. Miguel Humberto Gaxiola para trasladarse a la iglesia de El Burrión, Guasave. El Hno. Miguel Humberto Gaxiola llega a esta iglesia acompañado de su esposa Hna. Lidia de Gaxiola y su suegra Hna. Amelia Durante su estancia en esta comunidad, la iglesia avanzó en el aspecto de la construcción: se construyeron 2 salones para escuela bíblica, se colocó la teja en la fachada de la casa pastoral y comedor, se puso vitropiso a la casa pastoral. La organización de la iglesia fue similar a los que le antecedieron, por fraternidades, se realizaban convivios en las casas de los hermanos, los cultos se realizaban en el templo y por las casas, así mismo se realizaban campañas y se invitaba a hermanos de otras iglesias a predicar la palabra, orar por el descenso del Espíritu Santo y por sanidades. El Hno. Baldomero Noriz Mundaca, recibe esta iglesia el 14 de agosto de 1999, de manos del hermano Miguel Humberto Gaxiola. Lo acompaña su esposa Hna. Berta Luz Soto de Noriz, Keila Alejandra, Emanuel y Gadiel Noriz Soto. La iglesia sigue organizada por fraternidades y se forman grupos para atrabajar y reunir fondos para construcción y para realizar el aseo para mantener limpio el templo, también se realizaba la escuela bíblica dominical, para desarrollarla se compraban expositores para toda la iglesia: para adultos y otro expositor para niños. Se atendían por separado las señoras, los señores, los jóvenes, los intermedios y niños, primarios y párvulos; también se estableció una clase especial para visitas. Para el cumplimiento de la misión se formaron células evangelística, se realizaban cultos de barrio, también se tenían grupos familiares y no podían faltar las campañas evangelísticas para invitar al pueblo a adorar a Dios y recibir de su misericordia al presentar las necesidades, quedando sanos de enfermedades y la iglesia se regocijaba por la presencia de Dios y las señales que manifestaba. Otra de las actividades que la iglesia desarrolló en beneficio de la comunidad fue una campaña de limpieza de calles y descacharrización. Ahí las hermanas con escoba en mano y los hombres con la pala salieron a las calles de la comunidad con el propósito de tener un mejor ambiente en el pueblo, libre de basura y contaminación. En este periodo se dio a conocer el Programa Excelencia, donde se dio mucho énfasis a la visión de la Iglesia Apostólica: “Ser una Iglesia pentecostal, sana y con propósito de excelencia misionológica, personal, administrativa y de espacios de reunión para glorificar a nuestro gran Dios y Salvador Jesucristo”, así mismo el lema “LLAMADOS A SERVIR, LLAMADOS A PROCLAMAR”. Tanto la visión como el lema, ha sido de gran ayuda a la iglesia, ya que, al conocer el anhelo, el sueño de ser una iglesia con dichas características, se han implementado acciones que nos lleven a alcanzarlo. Una de esas acciones fue la formación del Grupo Discipular Apostólico, mejor conocido como el “GDA”, posteriromente la escuela de liderazgo Local, donde asistían alrededor de 12 hermanos a prepararse para dar un mejor servicio a Dios y conocer el funcionamiento de “las células integrales”. Así mismo se realizó el primer “Encuentro de santificación” a nivel presbiterio, en el salón Los Candiles del Hotel El Sembrador. A pesar de que el grupo opositor seguía generando problemas, la misericordia de Dios seguía aquí, los cultos que se celebraban eran llenos de la presencia de Dios, se alababa a Dios con música muy alegre, los miembros entregados a la adoración. Este problema de interpretación de la doctrina, fue atendido a petición del Pastor Hno. Baldomero Noriz, por las autoridades del distrito, hermanos con experiencia y preparación para explicar la sana doctrina y aspectos escatológicos, con el propósito de que la situación fuera aclarada y el problema se acabara. Cuando el Hno. Baldomero llega a la Iglesia se realiza una remodelación al templo que estaba un poco deteriorado, se tumba el enjarre dañado y se vuelve a enjarrar, dando otro aspecto al templo, se recorre hacia atrás el púlpito para tener un espacio más amplio en el altar, se hicieron molduras en los pilares y pared del altar, se puso vitropiso y se pintó el interior y exterior. También se rotuló el nombre y se dibujó el logotipo de la iglesia en la parte superior de la fachada del templo; esta actividad fue realizada por el mismo Pastor, Hno. Baldomero Noriz , quien con esa habilidad que posee para dibujar, esa paciencia que lo caracteriza, realizó un trabajo excelente, con esto se logró embellecer este espacio tan importante para la iglesia y dedicado para alabar a Dios. Pero eso no fue todo, se arreglaron los servicios sanitarios que se encontraban en pésimas condiciones y se terminó de construir la barda del solar. Su estancia en este lugar fue aproximadamente de 7 años, y durante el último año, se pensó en ampliar el templo, después de realizar varias consultas a la iglesia, a los albañiles, a los ingenieros, se decidió llevar a cabo esa ampliación. Se elaboró un plano de la construcción que se quería y muy pronto los hermanos empezaron a hacer las excavaciones para los cimientos, otros a cortar las varillas, otros a armar los castillos y una vez listos, se empezaron a rellenar. En el año 2006, hay elecciones para la mesa directiva del Distrito de Guamúchil y el Hno. Baldomero Noriz sale electo para Secretario del Distrito, lo que ocasionó que muy pronto fuera trasladado a la 3ª iglesia en la ciudad de Guamúchil, para estar cerca de las oficinas donde desarrollaría ese trabajo y entonces entrega la iglesia de Los ángeles del Triunfo al Hermano Víctor Manuel Leyva en el mes de Agosto del 2006, es acompañado por su esposa, Hna. Rosa Cuevas. También lo acompaña su nuera ,hna Carmen de Leyva y su nieta, una niña de menos de un año Dámaris Leyva, hija del Hno. Víctor Hugo Leyva Cuevas. Su estancia en esta iglesia fue de un año un mes, una frase que repetía constantemente era “yo vengo a trabajar” y lo demostró como los pastores que lo antecedieron, a pesar de que fue poco el tiempo que estuvo, realizó una tarea muy importante dentro de la iglesia, aunque al principio podía verse lo mismo, la iglesia organizada en fraternidades, grupos de trabajo para construcción y aseo, cultos en el templo los miércoles y domingo, cultos foráneos el viernes y la escuela bíblica dominical, se celebraban convivios por fraternidades un día de cada semana. El pastor tenía un día especial para evangelizar y contaba con el apoyo de los hermanos que sentían ese llamado, otro día especial para visitar a los hermanos. Muy continuamente se realizaban cadenas de ayuno y oración por motivos especiales, y uno de ellos fue la campaña de 40 días con propósito que se llevó a cabo durante su periodo. En esta actividad se formó un equipo de trabajo para atender las diferentes comisiones, es aquí donde la vida de la iglesia empieza a cambiar y a sentir que puede realizar muchas cosas en la obra de Dios. Cada miembro del equipo de trabajo, buscaría a su propio equipo que lo ayudaría a desarrollar su función: Equipo Responsable De comunicación. Hna. Yolanda Cámez. De Grupos Pequeños Hna. Rita Lugo Sauceda. De eventos especiales. Hno. Omar Gutiérrez De alabanza Hno. Miguel Cámez Álvarez De Proyección Hno. Martín Vega Rivas. Fiesta de ministerios Hno. Javier Verdugo Otáñez

El equipo de comunicación hizo la difusión a toda la iglesia y la comunidad para que esta campaña tuviera el éxito deseado. Se formaron 16 grupos pequeños y se distribuyeron en toda la comunidad para que más gente fuera alcanzada. Éstos se reunían una vez a la semana (martes) para revisar los materiales: videoconferencia y la lectura del libro 40 días con propósito de Rick Warren. Cada domingo se realizaba una actividad diferente con video-reflexiones, himnos nuevos proyectados en video y escritos, para motivar y despertar a los miembros de la iglesia y a las visitas que asistían a oír palabra de Dios y llevarlos a descubrir “para qué están aquí en la tierra”. La campaña finaliza con un desfile por la comunidad y la fiesta de los ministerios, que es ahí donde se hace el llamado para integrarse a un ministerio y trabajar en él y surgen el ministerio de ujieres, de servicio, de alabanza, evangelismo, El principal obstáculo que enfrentó el pastor para llevar a cabo esta campaña de 40 días con propósito, fue la resistencia al cambio de muchos hermanos, que querían seguir trabajando de la misma manera “haciendo nada” y vivir muy cómodo. Supo enfrentar la situación con sabiduría, porque creyó a Dios que podía realizar las cosas para honrarlo. Afortunadamente la campaña se realizó y fue todo un éxito, se formaron los ministerios y la gente que recibió a Jesucristo en su corazón fue bautizada. En relación a la construcción, se preocupó por dar seguimiento a la ampliación del templo y pensó que lo que estaba cimentado era todavía insuficiente y amplio aún más hacia el fondo del solar como 6 metros aproximadamente. Continuó trabajando con los cimientos, la dala, y subieron las paredes hasta la mitad o poco más, siempre poniendo el ejemplo, inspiraba a los albañiles a seguir con el trabajo de construcción. Buscó estrategias para enseñar a los hermanos a que fueran fieles en la práctica de diezmos y recibieran mayor bendición de parte de Dios. Una de esas estrategias fue informar sobre las cantidades entregadas cada mes, esto no a todos les gustó, pero se mejoró en las entradas. Otra forma fue que al finalizar el año, a cada hermano le regresó el 10% de lo que había diezmado. Esto tampoco gustó a los que no tenían esta práctica. Pero fue su forma de motivar y enseñar. También se mandaron hacer unas bancas más cómodas, ya que las anteriores estaban un poco deterioradas y eran insuficientes, también se compraron sillas y se mandó hacer el púlpito pequeño para utilizarlo en los cultos foráneos y en el templo lo usarían los hermanos para presidir los cultos. Es reconocido en la iglesia como un hombre leal, amigable, terco, soñador, como un siervo con visión que le cree a Dios. Termina su periodo el 28 de septiembre del 2007 para ir a pastorear la iglesia de Terahuito y entrega la iglesia al Hno. Eduardo Castro Morales, que deja la iglesia de Terahuito, para convertirse en el pastor de la Iglesia de Los Ángeles del Triunfo. Llega a este lugar acompañado de su esposa Hna. Martha Elena Beltrán Moreno y sus hijos, Jemima, Eduardo, Ahieser Y Abigail Castro Beltrán. Al llegar a la iglesia recibe 183 miembros, de momento deja que la iglesia siga caminando de la misma manera, empieza a conocer a los hermanos, qué hace cada uno de ellos en la iglesia, cómo participan, cómo se conducen, para luego establecer su plan de trabajo pastoral. Al principio la iglesia sigue organizada por fraternidades, grupos de trabajo para reunir fondos par construcción y grupos de aseo para mantener limpio del templo, baños y salones de escuela bíblica. La escuela bíblica sigue funcionando de la misma manera por el momento. En los meses de noviembre y diciembre del 2007 empieza a dar a conocer a la iglesia la estrategia de la Red de Células de Multiplicación, con una seguridad y entusiasmo de que era el mejor plan para trabajar en evangelismo y discipulado en la iglesia. Creyó en las promesas de Dios y transmitió con sabiduría el sistema de la red, siempre muy optimista y confiando en Dios a pesar de los obstáculos que enfrentó. En enero de 2008 inició al trabajo de la RCM, formando 7 células para la serie “Rumbo a Bejín” y hasta el momento, noviembre del 2010, con la serie “Promesas de Restauración”, hay 36 células que cada semana están presentando el mensaje de salvación: 19 de la Red de mujeres, 10 de la Red de Señores y 7 de la Red de Jóvenes, de éstas últimas 4 son de intermedios. Hoy, después de más de dos años trabajando con el sistema de Red de Células de Multiplicación, ha conformado un equipo de trabajo, siendo él, el Director General de la Red Hno. Eduardo Castro Morales y 3 supervisores de Red: de la Red de mujeres Hna. Rita Lugo Sauceda, de la Red de Señores Hno. Juan Cuadras Cruz, de la Red de Jóvenes Hno. Eliezer Lugo Otáñez.; 7 supervisores de sector y 36 líderes de célula. Ha logrado transmitir su pasión por la obra de Dios y ha compartido con el equipo, su visión de llegar a convertir a la iglesia en “una iglesia ministerial”, y si el líder sabe a dónde se dirige, el equipo lo sigue. La iglesia está convencida que el Hno. Eduardo llegó a esta iglesia en el mejor momento, para ser ese instrumento poderoso en las manos de Dios para enseñar a caminar a esta iglesia, que por mucho tiempo permaneció muy tranquila y a proclamar las nuevas de salvación y rescatar a las almas del pecado. También en el año 2008, dio inicio la Escuela de Liderazgo Local, dirigida por el Pastor, Hno. Eduardo Castro Morales, un maestro con pasión y entrega al ministerio de enseñanza, a quien la iglesia agradece profundamente sus enseñanzas, por su dedicación, entrega y por ser un siervo de Dios que pone todo su corazón en lo que hace, porque sabe que lo hace para honrar a Dios que lo llamó a desarrollar este ministerio de enseñanza con unción de lo alto. Después de la primera generación de Escuela de Liderazgo, capacitó a algunos hermanos para que apoyaran en las distintas materias y así poder atender a todos los hermanos que estuvieran interesados en su proceso de formación como discípulos de Cristo. Actualmente los hermanos y hermanas que imparten las materias de la escuela de Liderazgos son: PRIMER NIVEL: Jemima Castro Beltrán. Francisco Valenzuela. Angélica Rubio López. SEGUNDO NIVEL. Greidy Rodríguez Santos. Martha Elena Beltrán Moreno. Cristina Isabel Rivas Cruz. TERCER NIVEL. Carmen Cecilia Soto. Yolanda Cámez Álvarez Rita Lugo Sauceda ESCUELA DE MADURACIÓN PARA EL MINISTERIO. Hno. Eduardo Castro Morales. Como en todas las iglesias se lleva a cabo la escuela bíblica Dominical, sólo que a diferencia de otras, en este lugar da inicio a las 8:30 para los maestros, éstos reciben la enseñanza que es elaborada e impartida por el Hno. Eduardo Castro Morales. A las 9:30 horas del mismo día domingo da inicio un devocional con toda la iglesia y a las 10:00 A.M. cada grupo de clase, ya sea de ministerio, de Escuela de Liderazgo, de fraternidad o clase especial, pasa con su respectivo maestro a recibir la enseñanza, pero no sólo es recibir la enseñanza, también se planea la forma de que esa enseñanza sea aplicada en la vida de la iglesia. Los domingos y miércoles son días especiales de culto para adorar a Dios en el Templo, éstos se realizan de una manera ferviente, se siente la presencia de Dios y cada ministerio tiene la oportunidad de participar sirviendo para la edificación del cuerpo de Cristo. Durante cada serie se ha tenido la oportunidad de celebrar los encuentros de santificación con los hermanos y visitas, lo que venido a transformar la vida de ellos por la experiencia de tener un encuentro con Dios lo que se refleja en la vida de los hermanos y el servicio en la iglesia así como también el Señor transforma la vida de los amigos y añade a la iglesia los que han de ser salvos, teniendo así un crecimiento en cantidad, pero también en calidad. Los reencuentros tenidos en la escuela de liderazgo también han sido de bendición para los hermanos y para la iglesia, ya que en ellos, la iglesia vive una nueva experiencia con Dios, lo que le ha permitido servir a Dios y a la iglesia de una manera más entregada y comprometida. También se han realizado actividades de impacto en la comunidad como campañas de evangelismo y de sanidad divina, marchas por las calles de la comunidad, eventos especiales de videos, obras de teatro, conciertos, lo que ha permitido tener un mayor acercamiento a la gente de la comunidad. Todos los lunes se realizan la reunión del MEP, el pastor con los líderes de las células, los martes la reunión del MEP en cada una de las células los líderes con los hermanos comprometidos y el jueves la reunión de alcance los hermanos de la célula y el líder con las visitas que se tienen contactadas. Dentro de la iglesia encontramos diversos ministerios funcionando para la edificación del cuerpo de Cristo. Ministerio Dirige Alabanza Yolanda Cámez y Francisco Valenzuela. Enseñanza Rita Lugo Sauceda. Liturgia Omar Gutiérrez Baldenebro. Evangelismo Elizabeth López Ramírez Ujieres. María Luisa Romero Intercesión Carmen Cecilia Soto Servicio Cristina Isabel Rivas Cruz y Lamberto Peinado. Infantil Angélica Rubio López Teatro Eunice Cámez Álvarez El ministerio de alabanza se ha preparado para realizar conciertos, para cantar en los cultos de domingo. En lo relacionado a las actividades para apoyar las misiones, cada fraternidad, ha venido reuniendo una ofrenda dos veces al año para enviar y colaborar en este aspecto, pero en este periodo se estableció otra forma de participar, buscando benefactores que se comprometieran a aportar cierta cantidad mensual para tal efecto. En particular cada hermana de fraternidad de Dorcas, tiene una alcancía, donde va guardando su ofrenda para EVAMI durante un mes, hasta que se celebra el culto de victoria y se entrega lo que cada una logró recabar para hacer el envío a la tesorería del Distrito. En este periodo han salido de la iglesia tres matrimonios como pastores ellos son: Primeramente Hno. Enrique Gálvez Valenzuela y su esposa Hna. Blanca Vega, posteriormente toca el turno al Hno. Sadoc Montoya Soberanes y su esposa Hna. Dalila Vega, y en tercer lugar instalan como pastor al Hno. Amado Valenzuela y su esposa Lidia Vega. Para fortalecer la vida espiritual de los líderes se llevan a cabo vigilias a nivel presbiterio dirigidas por el Hno. Eduardo Castro M. que resultan de gran bendición y de fortaleza espiritual para cada uno de los que asisten. En lo relacionado a construcción, se rehabilitó el baño de la casa pastoral, se hizo otra fosa séptica, se construyeron 2 salones más para escuela bíblica y el portal de la casa pastoral, se dio continuidad a la construcción del templo, terminando las paredes, se coló la cadena y las vigas del interior, así como también se rehabilitó la pila y se techó la primera parte del templo aproximadamente 200 m2 La iglesia en general estuvo muy gozosa participando en esta última actividad. Hombres, mujeres, jóvenes y niños, estuvieron trabando arduamente para ver concluida esta primera parte del templo, que sin duda es un espacio donde se siente el calor del Espíritu Santo y se manifiesta en sus hijos día con día, con señales y derramamiento del Espíritu Santo. La iglesia trabajando en la construcción, en este momento está techando cerca de la mitad del templo. EL Hno. Eduardo Castro Morales, recibe 183 miembros y a la fecha el Señor ha concedido una membrecía de 310 hermanos, y más que el Señor añadirá a la iglesia. Hay grupos musicales que están desarrollando el ministerio de alabanza en la iglesia y lo hacen con mucho gusto para honrar a Dios: “Hnos. Cámez” (Miguel Y Gabriel Cámez) “Los Ángeles de Cristo”. ( Hnos. Gastélum) “Fuerza juvenil “ (Jemima Castro B., Eduardo Castro Beltrán, Uziel Alexis Bajo Lugo y Adriel Vega). Sin duda que todos los Pastores han contribuido en la formación de la Iglesia, desde los primeros hermanos que llegaron anunciando el evangelio hasta en que actualmente está dirigiendo la iglesia. Damos gracias a Dios porque puso en el corazón de estos hombres el amor por las almas que vagan perdidas en el mundo de pecado y de maldad. Esperamos muy pronto ganar a Los Ángeles del Triunfo para Cristo. Equipo que colaboró en el rescate de información. Hno. Eduardo Castro Morales. Hna. Martha Elena Beltrán. Hna. Rita Lugo Sauceda. Hna. Yolanda Cámez Álvarez. Hna. María Luisa Romero Cruz. Hna. Flora Lugo Sauceda. Hno. Jorge Arias Ruiz. Hno. Omar Gutiérrez. Hno. Martín Everardo López Bajo. Hno. Leobardo Gutiérrez. Hno. Miguel Cámez Arredondo Hno. Baldomero Noriz Mundaca. Colaboraron con fotografías. Hna. Enriqueta Santos Montoya. Hna. María Elena Gastélum. Hna. Yolanda Cámez. Hna. Rita Lugo Sauceda. Redacción. Hna. Rita Lugo Sauceda. Revisión. Hno. Eduardo Castro Morales. Dios bendiga a todo este equipo que colaboró para que este libro, “Hagamos memoria”, pudiera estar en sus manos.